Los pronósticos están en contra frente a Estados Unidos, actual campeón del mundo, sin embargo en la Selección Femenil Mexicana de Futbol existe la ilusión de hacer la maldad a la escuadra del norte, cuando este sábado choquen fuerzas.En duelo correspondiente a la segunda fecha del preolímpico de la Concacaf, el Tricolor tratará de sacar un resultado positivo, para mantener firmes sus aspiraciones de asistir a los Juegos Olímpicos Río de Janeiro.

Si bien una derrota, tal vez presupuestada contra el combinado de las barras y las estrellas no significará la eliminación del olímpico, sí complicará el camino en busca de ese boleto.

La lógica no juega, pero el potencial de cada selección permite que existan suposiciones y se prevé que Estados Unidos pase líder del grupo A y atrás México, que enfrentaría en semifinales al primer lugar del sector B, Canadá, otra potencia femenil.

Ahí radica la tarea del Tricolor para mañana, arrebatarle puntos a Estados Unidos y propiciar que estadounidenses y canadienses pudiesen enfrentarse en semifinales y así las mexicanas tengan un camino libre para conseguir uno de los dos pasajes olímpicos que otorga este certamen de Concacaf.

México comenzó de gran forma al golear 6-0 a Puerto Rico, pero Estados Unidos no se quedó atrás y le endosó un 5-0 a Costa Rica, para que así ambas escuadras que mañana chocarán sumen tres unidades.

Desde el 2010, el Tricolor no se impone al combinado mayor de Estados Unidos, desde entonces el equipo de Leonardo Cuéllar conoce derrotas y lo más doloroso todavía con marcadores abultados, cuando la consigna al menos ha sido recortar distancias con las mejores del mundo.

Los imposibles no existen y este sábado en la cancha del Toyota Stadium, en punto de las 15:00 horas, México intentará dar la campanada contra las anfitrionas.

NTX