El técnico Adenor Leonardo Bacchi ‘Tite’ aceptó hoy dirigir a la selección absoluta de Brasil y su club, el Corinthians, confirmó su salida para suceder al destituido seleccionador Carlos Caetano Bledorn Verri ‘Dunga’.

“Tite, a partir de este momento, no trabaja más con nosotros. Él aceptó la invitación de la CBF (Confederación Brasileña de Fútbol). Hoy en la tarde fue su último entrenamiento”, anunció en rueda de prensa el presidente del Corinthians, Roberto de Andrade.

Añadió que en el partido de Liga de mañana, ante el Fluminense, Tite “no dirigirá más al equipo y junto a él salen Cléber Xavier, Matheus y Edú Gaspar”, quienes formaban parte del cuerpo técnico.

El entrenador había rechazado en dos ocasiones la oferta de dirigir la selección brasileña y ahora optó por no dirigir al equipo sub’23 en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, que tiene el reto de conquistar por primera vez la medalla de oro.

Para los Olímpicos, el propio Tite recomendó a la CBF la continuidad de Rogerio Micale, técnico de la selección sub’20 y quien de manera interina asumía la función cuando Dunga estaba con el equipo mayor.

Micale fue confirmado en el cargo hoy por la CBF.

Campeón en la última liga brasileña con el Corinthians, Tite, de 55 años, fue jugador y se graduó como educador físico en la estatal Universidad de Campinas (Unicamp).

Con un amplio recorrido por equipos del fútbol brasileño, en los que se destacan sus pasos por el internacional de Porto Alegre, con el que ganó la liga de 2009, y el Corinthians, campeón en 2011, 2013 y 2015, el entrenador dirigió también en el exterior a los clubes emiratíes Al-Ain y Al-Wahda.

Alumno del italiano Carlo Ancelotti, Tite asume la Canarinha peso de sacar a Brasil del incómodo sexto lugar que ocupa en la eliminatoria suramericana para el Mundial de Rusia recaen ahora en el entrenador, un nombre de aceptación entre aficionados y prensa.

EFE