El serbio Novak Djokovic, número uno del mundo en la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP), manifestó su emoción de participar en el torneo Wimbledon y defender su corona con la regularidad mostrada a lo largo del año.‘Nole’ reconoció que la situación de este año en este Grand Slam será diferente, ya que tendrá el aliciente de enfrentar el torneo con toda la confianza, después de ganar por primera vez en su carrera Roland Garros.

Djokovic llegará al césped británico con un porcentaje de éxito del 93 por ciento en los 47 encuentros que ha disputado en 2016, además de ser disputar la final en siete de los nueve torneos en los que participo durante el año.

“Estoy en la cima de mi carrera en este momento. Veo todavía mucho margen de mejora, cosas en las que puedo trabajar. Es algo que me anima. Me mantiene con los pies en el suelo, me da razones para entrenar”, expresó.

El rival para el debut de la raqueta número uno será en contra del local James Ward, por lo que afirmó que cada vez que se mide por primera vez con alguien, “siempre es importante empezar bien y no permitirle ninguna oportunidad. Sé que él no tiene nada que perder”.

El jugador de 29 años se presenta en el certamen sin jugar ningún partido previo a Wimbledon, “decidí no jugar porque ganar Roland Garros fue uno de los momentos más memorables y bonitos de mi carrera. Pensé que era más importante sólo recuperar, descansar un poco y volver prepararme”.

NTX