Real Madrid y París Saint-Germain protagonizan en el estadio Santiago Bernabéu un duelo por el liderato del Grupo A, tras el empate sin goles que dejó a los de Rafa Benítez como ‘vencedores morales’ y ahora buscan un triunfo clave para afrontar con mayores garantías el cruce de octavos.

El primer capítulo de un enfrentamiento entre dos equipos que quieren reinar en Europa, el Real Madrid en su camino hacia la Undécima y el PSG con el deseo de dar el salto definitivo con un nuevo proyecto multimillonario, dejó la reivindicación en el Parque de los Príncipes de los jugadores madridistas de segunda línea.

Rafa Benítez va recuperando jugadores importantes aunque aún ve condicionado su equipo titular por la ausencia en ataque del galés Gareth Bale y el francés Karim Benzema. Tiene la posibilidad de hacer regresar al colombiano James Rodríguez dos meses después, tras una lesión muscular y posterior recaída. Se muestra cauteloso, debe decidir si le da minutos desde el inicio o según avance el encuentro. Es la principal duda por despejar y todo apunta a suplencia.

Volverá a la portería el costarricense Keylor Navas, recuperado de su sobrecarga muscular, imbatido en Liga de Campeones después de tres jornadas y tras ver cómo Kiko Casilla encajaba el primer tanto de la temporada del Real Madrid en el Santiago Bernabéu ante la UD Las Palmas.

La defensa se potenciará con un nuevo regreso del, capitán Sergio Ramos, con problemas en su hombro izquierdo que impiden una regularidad. También está listo para volver el portugués Pepe, aunque el nivel del francés Varane invita a su continuidad.

Se ha asentado en el equipo y va a ser difícil sacarle de él el brasileño Casemiro. Es el futbolista que aumenta el equilibrio deseado por Benítez y da estabilidad. Estará acompañado por el alemán Kroos y el croata Modric, cuyas molestias en la cadera no le impedirán jugar.

En ataque apuran sus últimos momentos fijos en el once Isco Alarcón y Jesé Rodríguez como acompañantes del líder, el portugués Cristiano Ronaldo, que busca goles en un partido importante.

El Real Madrid lleva 17 partidos (once victorias y seis empates) invicto entre todas las competiciones. Su última derrota fue precisamente en Liga de Campeones, el 2-1 encajado el 5 de mayo en el estadio del Juventus, que le acabó costando la eliminación a puertas de la final de la última edición de la competición.

Se reencontrará con el que fue elegido mejor jugador de la final de la Décima, el argentino Ángel di María, que volverá al Santiago Bernabéu, el que fue su estadio entre 2010 y 2014. El ‘fideo’ se marchó por deseo de mayor reconocimiento económico y en la plantilla. El recibimiento de la afición es una incógnita. En el recuerdo la entrega máxima cada vez que se enfundó la elástica blanca pero también un gesto feo en un cambio que inició el proceso de su salida.

El París Saint-Germain llega a Madrid con la intención de borrar la mala imagen que dejó hace dos semanas en el Parque de los Príncipes. Pese al 0-0, el equipo francés no logró imponer su juego contra un Madrid mermado por las bajas y no respondió a las expectativas que se habían creado en torno a un club que no logra superar la barrera de vencer a los grandes del continente.

El entrenador, Laurent Blanc, que había asegurado que el Real Madrid de Benítez era un equipo “voluntariamente defensivo”, se vio sorprendido por la táctica del técnico español, lo que hizo bajar su cota en Francia.

La prensa comienza a hablar de que los propietarios cataríes del PSG buscan ya un relevo en el banquillo y el nombre del portugués José Mourinho suena con insistencia. En esas condiciones, el duelo del Bernabéu parece crucial para Blanc, que debe convencer a sus jefes de que tiene la capacidad de llevar al club a los más alto de Europa, proyecto para el que han invertido ingentes cantidades de dinero.

Para ello, el técnico no podrá contar ni con el defensor brasileño Marquinhos, lesionado en una pierna, ni con el argentino Javier Pastore, que sigue arrastrando una conjuntivitis y que fue el revulsivo del equipo en el segundo tiempo en el Parque de los Príncipes.

En el aspecto positivo, recupera al también defensor brasileño David Luiz, tras una larga ausencia por lesión y que se ha entrenado con normalidad en los últimos días. Su presencia en el once inicial puede ser la única novedad de Blanc, que repetirá en el resto de los puestos a los mismos jugadores que disputaron de salida la ida. Incluido, cómo no, el sueco Zlatan Ibrahimovic, cuyo rendimiento en los partidos de gran trascendencia no ha estado a la altura y desea cambiar el guión.

– Alineaciones probables:

Real Madrid: Keylor Navas; Danilo, Varane, Sergio Ramos, Marcelo; Casemiro, Kroos, Modric; Isco, Jesé y Cristiano Ronaldo.

PSG: Trapp; Aurier, Thiago Silva, David Luiz, Maxwell; Verratti, Thiago Motta, Matuidi; Di María, Ibrahimovic y Cavani.

Árbitro: Marc Clattenburg (ING).

Estadio: Santiago Bernabéu.

Hora: 13:45.

 

EFE