Un recital con el primer saque permitió que el tenista canadiense Milos Raonic se impusiera por doble 6-4 al francés Jo-Wilfried Tsonga en el Masters 1000 de Madrid y de este modo aseguró cita contra el serbio Novak Djokovic en cuartos de final.El norteamericano, undécimo sembrado, requirió de una hora con 13 minutos para deshacerse de “Alí” en la cancha Arantxa Sánchez y con esta victoria, emparejó 2-2 el historial frente al galo, con quien estelarizó un vibrante encuentro en los Juegos Olímpicos Londres 2012, que se definió 25-23 en el último set a favor del europeo.

Con un arranque de temporada envidiable, dejando atrás las lesiones que lo mermaron en 2015, Raonic lució mucho mejor que en las fases anteriores y con su primer servicio apenas cedió dos de los 26 puntos disponibles, uno en cada manga.

También salió ileso las dos veces que enfrentó punto de quiebre y, por otro lado, canjeó dos de las cuatro chances de rotura fabricadas, para sacar de quicio a su oponente, quien estuvo muy incómodo sobre la tierra batida madrileña.

Después de eliminar al séptimo cabeza de serie, el canadiense intentará dar el batacazo este viernes y sacar de competencia al primer preclasificado en el último turno de la pista Manolo Santana.

Será la séptima vez que “Nole” y Raonic midan fuerzas, hasta el momento siempre se ha impuesto el balcánico, cinco triunfos fueron en sets corridos y sólo en el Masters de Roma 2014, el representante de la “hoja de maple” pudo arrebatarle un parcial al número uno del mundo.

NTX