El defensa Alejandro Castro dejó en claro que el objetivo de Pumas de la UNAM en el Torneo Apertura 2016, es hacer sufrir a los rivales en Ciudad Universitaria, para lo cual deben mejorar diversos aspectos en su funcionamiento.“La idea es hacernos muy fuertes en casa, que los rivales sufran cuando vengan a Ciudad Universitaria”, dijo en conferencia de prensa en el Estadio Olímpico Universitario.

Sobre el balance del equipo en las dos primeras fechas, consideró que ha sido bueno, ya que han sumado cuatro de seis puntos; sin embargo, reconoció que todavía existen situaciones en las que deben poner énfasis.

“Defensivamente el equipo ha trabajado bastante bien, hay muchas cosas por mejorar, falta coordinación, pero estamos trabajando en eso, la realidad es que tenemos pocos entrenamientos con Paco (Palencia), no es pretexto, pero es la realidad”, apuntó.

Descartó que el participar también en la Liga de Campeones de la Confederación de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe de Fútbol (Concacaf) sea algo que les afecte, sino que al contrario será una gran oportunidad para todos los que integran el plantel.

“Es una gran oportunidad para todos, el hecho de dos competencias genera una gran lucha interna y eleva el nivel del grupo. Las oportunidades son pocas y no las podemos dejar pasar, representamos a uno de los equipos grandes de México y la gente que participe en los dos torneos debe realizar una gran actuación”, indicó.

Respecto al partido del domingo ante León, correspondiente a la fecha tres del Torneo Apertura 2016, consideró que no pueden confiarse ante un rival que cuenta con un plantel muy importante, más allá que apenas suma un punto de seis que ha disputado.

“Sería un error caer en exceso de confianza, sobre todo por la capacidad de sus jugadores, ellos están urgidos de sacar resultados importantes y no podemos bajar la intensidad”, sentenció.

NTX