El suspendido presidente de la UEFA, Michel Platini, retirará su candidatura a presidir la FIFA para dedicarse a preparar su defensa ante las acusaciones de corrupción que ha recibido, anunció hoy el francés en una entrevista con el diario “L’Équipe”.

“No me presentaré a la presidencia de la FIFA, retiro mi candidatura. No puedo más, ya no tengo el tiempo ni los medios de ir a ver a los electores, de reunirme con gente, de luchar contra los otros”, aseguró Platini en la entrevista, publicada en la página web del periódico y que será difundida en su totalidad mañana.

El exfutbolista galo añade que ha elegido consagrarse a su defensa “por un caso en el que ya no se habla de corrupción ni de falsificación, en el que ya no hay nada”.

“Es una cuestión de calendario, pero no solamente. ¿Cómo ganar una elección cuando se le impide a uno hacer campaña?”, insiste Platini.

La antigua estrella de la selección francesa y del Juventus de Turín asegura que ya había cosechado 150 apoyos para su candidatura tras la retirada la del actual patrón de la FIFA, Joseph Blatter.

En la entrevista critica a Domenico Scala (responsable de la comisión electoral de la FIFA) y al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) por haber obrado para dejarlo fuera de la carrera por la presidencia.

“He luchado como siempre lo he hecho en mi vida, pero no se me ha dado la posibilidad de concurrir en esta liza”, sentencia Platini.

Platini fue sancionado en diciembre con una inhabilitación de ocho años por el Comité de Ética de la FIFA, que no podrá recurrir hasta que se le hayan notificado los motivos de la misma, lo que en su opinión no es compatible con el calendario de la elección para la presidencia de la FIFA, que se celebrará el 26 de febrero.

La sanción que le aparta a él y al suizo Blatter durante ocho años de toda actividad relacionada con el fútbol, sea administrativa, deportiva o de cualquier tipo, entró en vigor de forma inmediata y es válida a nivel nacional e internacional.

El Comité de Ética señaló que el pago de dos millones de francos suizos (1,8 millones de euros) que hizo la FIFA a Platini en febrero de 2011, autorizado por Blatter, “no tenía base legal en el acuerdo firmado por ambos dirigentes” en agosto de 1999.

 

EFE