Tras la última jornada de eliminatorias mundialistas, la FIFA ha determinado castigar a varias federaciones, incluida la de México, por actos de discriminación. La razón particular en el caso mexicano son cantos homófobos que se traducen en el famoso grito de “Puuuuuu%&” cuando los porteros visitantes se alistan para despejar.

La multa para la Federación Mexicana de Fútbol fue de 20 mil dólares y habrá que esperar las medidas que se toman rumbo al encuentro eliminatorio de marzo ante Canadá. Aquí el comunicado oficial:

 

La FIFA ha confirmado el miércoles 13 de enero las sanciones impuestas a varias federaciones por conducta antideportiva de los hinchas que entonaron cánticos insultantes y discriminatorios durante los partidos clasificatorios de la Copa Mundial de la FIFA 2018™.

Tras analizar el acta del partido y las pruebas recabadas por el sistema de vigilancia antidiscriminación de la FIFA que se implantó en los clasificatorios, la FIFA inició procedimientos disciplinarios contra las federaciones de Argentina, Chile, Honduras, México, Perú y Uruguay.

A Argentina, México, Perú y Uruguay se les impusieron multas de 20 000 francos suizos por incidentes en un solo partido, mientras que Chile recibió una sanción de 70 000 francos suizos por cuatro casos que se produjeron en diferentes partidos pero relacionados con incidentes similares de conducta antideportiva perpetrados por hinchas. En todos los casos se trata de cánticos homófobos que entonaron los seguidores de las respectivas selecciones, que según la Comisión Disciplinaria de la FIFA constituyen una violación del art. 67 del Código Disciplinario de la FIFA (CDF)por parte de las federaciones.

La Comisión Disciplinaria de la FIFA emitió las decisiones tras analizar las circunstancias específicas de cada caso, en particular, la postura de la federación (si procedía) así como el informe del observador antidiscriminación del partido y las pruebas pertinentes de las que se disponía. La comisión ha obrado libremente en la apreciación de las pruebas (v. art. 97, apdo. 1 del CDF). La decisión se ha notificado ya a las partes implicadas. Por otra parte, sigue abierto el procedimiento contra la Federación Nacional Autónoma de Fútbol de Honduras por los supuestos cánticos homófobos de sus hinchas.

El sistema de vigilancia antidiscriminación se coordina desde la FIFA y se pone en marcha en cooperación con la red Fare, una organización que cuenta con amplia experiencia en la lucha contra la discriminación en el fútbol y en el empleo de observadores de partidos neutrales. El sistema de vigilancia está operativo en todas las confederaciones y los observadores trabajan en todos los partidos considerados «de alto riesgo».

“La FIFA lleva muchos años luchando contra la discriminación en el fútbol, en parte, mediante la imposición de sanciones —afirma Claudio Sulser, presidente de la Comisión Disciplinaria de la FIFA—. Con un nuevo sistema de vigilancia integral para los clasificatorios de la Copa Mundial de la FIFA™, la Comisión Disciplinaria dispone de una herramienta más gracias a los detallados informes que elaboran los observadores antidiscriminación. Sin embargo, los procedimientos disciplinarios por si solos no cambiarán el comportamiento de determinadas hinchadas que, lamentablemente, es contrario a los valores fundamentales de este deporte. La FIFA y toda la comunidad futbolística tienen que ser proactivas a la hora de transmitir e inculcar un mensaje de igualdad y respeto en todos los niveles del fútbol”.

Federico Addiechi, jefe del Departamento de Sustentabilidad de la FIFA, explica que se han puesto en marcha varias medidas para combatir la discriminación.

“Vigilar y sancionar no son los únicos elementos que ha introducido la FIFA. Estas medidas forman parte de una estrategia que incluye la Guía de la FIFA de buenas prácticas en materia de diversidad y lucha contra la discriminación así como formación, sensibilización y el apoyo de las federaciones en el desarrollo de medidas educativas y preventivas sólidas”, expone Addiechi.