El seleccionador de Estados Unidos, el alemán Jürgen Klinsmann, alertó hoy que su conjunto tiene “mucha hambre” por ganar y elogió a su rival de mañana, la selección de Colombia, a la que consideró una “de las mejores del mundo”.

“Vamos a darle pelea (a Colombia). Es una de las mejores del mundo. La respetamos mucho, pero, al mismo tiempo, no les tenemos miedo. Tenemos un equipo con mucha hambre”, aseveró Klinsmann, que compareció ante los medios en el Levi’s Stadium de Santa Clara (California), donde Estados Unidos y Colombia inauguran este viernes la Copa América Centenario.

“Estamos muy entusiasmados por jugar con varios de los mejores equipos del mundo”, abundó Klinsmann, quien se puso como meta llegar al menos a las semifinales.

Para el técnico germano, el objetivo es “enviar señales a Sudamérica y Europa” de que Estados Unidos está “aprendiendo”.

Hemos aprendido “un montón en los últimos años sobre cómo enfrentar grandes equipos”, agregó.

El seleccionador estadounidense se consideró también “gran admirador” del argentino José Pekerman, que dirige los destinos de Colombia. EFE