El portero costarricense Keylor Navas resaltó que la unión del equipo con la afición hace a un Real Madrid poderoso, pero sabe que el equipo requiere trabajar al máximo todos los días y lograr todas las victorias posibles.

“Soy jugador del Real Madrid y eso me hace tener muy claro cuáles son las exigencias para todo el equipo. Son las máximas. Hay que seguir trabajando al máximo todos los días para lograr todas las victorias posibles”, expuso.

Indicó que está consciente de sus desafíos. “Estamos realizando un buen trabajo en el día a día. Es posible que haya habido partidos en los que no podamos desarrollar todo ese trabajo, pero estoy convencido de que caminamos por la vía adecuada”.

Afirmó que al final de temporada su afición va a poder sentirse muy orgullosa de todos los que vivimos el día a día en Valdebebas. “De verdad que el trabajo es muy bueno”.

Del año 2016, manifestó que pelearán por todo, “estamos convencidos de que el Real Madrid va a estar ahí seguro. Formamos una gran familia que tiene un único objetivo que es triunfar”.

NTX