El portero del Oporto Íker Casillas descartó hoy que negocie su traspaso a un equipo de la Liga de fútbol de Estados Unidos (MLS) y mostró su intención de continuar en el conjunto portugués.

“Me preguntaba un amigo que si me iba a Miami y, evidentemente, no. Estoy encantado de estar aquí, me han acogido francamente bien”, subrayó el internacional español en un vídeo publicado hoy a través de sus redes sociales.

El guardameta reconoció que la temporada de los “dragones” no fue tan positiva como desearía -el Oporto está tercero en la Liga, eliminado de las competiciones europeas y sólo aspira a ganar la Copa de Portugal-, pero se mostró convencido de que la próxima campaña llegarán los resultados.

“Obviamente me hubiese gustado tener opciones en las competiciones que disputábamos porque creo que somos un equipo joven que ha cogido mucha experiencia en el último año, pero creo que la adaptación es importante para todos, para mí el primero, y éste es un equipo que ha cambiado varios jugadores (…) y todo el mundo necesita de un proceso de adaptación y acoplamiento”, justificó.

Casillas insistió en que la temporada que viene, la plantilla blanquiazul “intentará hacerlo lo mejor posible” para consolidarse y “no sólo prometer, sino ganar títulos por el club, por la afición y por los jugadores”.

“Este es un equipo joven, por eso creo que también hay que tener un poco de paciencia y esa final de Copa para nosotros es muy importante”, destacó el ex del Real Madrid, quien recordó que los “dragones” ya se han garantizado la tercera plaza en Liga, que da derecho a jugar la fase previa de la Liga de Campeones.

En el vídeo, con más de diez minutos de duración y grabado mientras conducía su vehículo desde su domicilio hasta el centro de entrenamiento de Olivais, Casillas reconoce que ha sido “una semana triste” por la derrota contra el Sporting de Lisboa en casa por 1-3.

También habla del encuentro liguero de este fin de semana contra el Rio Ave, en el que el Oporto no se juega nada más allá “del respeto” a sus hinchas.

Sobre el uso de las redes sociales para comunicarse con los aficionados, el actual capitán de la selección española defendió haberse “soltado bastante en los últimos meses” con el objetivo de “estar más cerca de la gente”.

“Desde que llegué aquí estoy un poco más suelto y más liberado e intento que los fans sepan un poquito de lo que hacemos por aquí”, explicó el guardameta, quien prometió más vídeos pronto.

 

EFE