El águila real fue la inspiración para dar forma al primer trofeo que se entregará el próximo 1 de noviembre en el Autódromo Hermanos Rodríguez a los ganadores del Gran Premio de México de Fórmula 1.

El codiciado premio fue mostrado hoy a los medios de comunicación en las instalaciones de la joyería Tane en Polanco, la figura de forma abstracta y líneas ascendentes, hecha de plata, es obra del Nino Bauti, y será recibido por los primeros tres lugares y el jefe de equipo de la escudería campeona.

“Quisimos representar la adrenalina, velocidad, victoria y éxito, buscamos muchos simbolismo mexicanos y escogimos el águila real, representante de nuestro escudo nacional”, expuso.

Agregó que “esa ave de fuego, bravía, de velocidad y orgullo nacional. Tomamos ese águila, la editamos y con líneas agregamos una copa que parece un cáliz”, destacó Bauti.

En la presentación, el director del Gran Premio, Nicolás Alamán, destacó que se trabajó mucho para lograr algo especial, “para que los pilotos se lleven un trofeo único que representara a la cultura mexicana, por ello el artista se basó elementos que evocan la identidad nacional”, dijo.

Refirió que está maravillado con el trabajo final, “es un gran detalle el que hace la casa Tane, donde consideramos que representa la mexicanidad en su totalidad, es un pedazo de México para él mundo y los pilotos ganadores se lo llevarán con orgullo”, refirió.

Para los fanáticos de la velocidad, el trofeo estará exhibido previo a su entrega el próximo 1 de noviembre y durante el mes de octubre lo podrán ver en distintas sedes, como Tane Masarik y Santa Fe, Museo Soumaya y Monumento a la Revolución.

NTX