El delantero Erick Torres fue presentado este lunes como nuevo refuerzo de Cruz Azul, y en sus primeras declaraciones con la playera celeste dijo estar listo para mostrarse en la cancha y espera empezar ante América.En acto realizado en las instalaciones del club en La Noria, el ex jugador del Guadalajara, acompañado por el director deportivo cruzazulino, Eduardo de la Torre, aseguró que no le da miedo que el debut sea ante Águilas pues sabe disputar clásicos.

“Es un partido muy importante para esta institución, es un clásico para Cruz Azul y sé cómo se deben jugar este tipo de partidos; no es algo que me asuste o que sea nuevo para mí, y si me toca estar, sé cómo se juega”, consideró.

Con la playera de su nueva escuadra ya puesta, el conocido como “Cubo” Torres dijo saber también a donde llegó, por lo que se entregará al máximo como lo ha hecho en sus equipos anteriores para defender los colores de la institución celeste.

“Ahora me toca defender la camiseta del Cruz Azul y sé que para la afición es muy importante. Hay que defender la trayectoria, el orgullo, el pasado de Cruz Azul, y hay que salir a ganar este partido contra el América.

“Vengo a un equipo grande del futbol mexicano, a una institución con mucha gloria y mucha historia. El sueño está ahí, y si hago bien las cosas aquí, en un futuro puedo salir a algún equipo importante de Europa”, agregó en cuanto a sus ambiciones con su nuevo club.

Comentó estar consciente del año que tiene sin poder hacer goles para su anterior equipo, el Dynamo de Houston de la MLS, pero que esa situación no le afecta y que ante esta nueva oportunidad espera que las cosas cambien en ese sentido.

“No creo que eso me afecte, ésta es una nueva oportunidad, y si bien el año pasado no pude hacer gran cantidad de goles con el Dynamo, hay varias circunstancias como los viajes a selección, concentraciones largas y que no sumé muchos minutos”, finalizó.

NTX