Por segunda ocasión en sus carreras, los delanteros Emanuel Villa, de Gallos Blancos de Querétaro, y el argentino Mauro Boselli, Esmeraldas de León, se coronaron campeones de goleo en el futbol mexicano.

Ambos jugadores terminaron con 13 anotaciones su participación en el Torneo Apertura 2015 para adueñarse del cetro que estaba en poder del colombiano Dorlan Pabón, de Rayados de Monterrey, monarca en el Clausura 2015.

El jugador del conjunto regiomontano se coronó con la cifra más baja de goles desde el Bicentenario 2010, cuando el peruano Joahan Fano, Javier Hernández y el estadunidense Hérculez Gómez lo hicieron con 10 anotaciones.

Así, al jugador centroamericano le bastó una decena de dianas para terminar como máximo romperredes del Clausura 2015, sin que hubiera nadie más que le hiciera sombra o que tratara de compartir con él dicho galardón.

Mientras para Pabón todo fue alegría en el Clausura, en el Apertura 2015 se registró un empate más en la cima de goleo con Villa y Boselli como los principales protagonistas de la competencia, la cual coronaron con su título individual.

En lo que se refiere al jugador del conjunto esmeralda, consiguió su segundo título en los últimos tres torneos, además de que terminó el campeonato enrachado con cinco de sus 13 goles en las últimas tres fechas.

El artillero de Gallos Blancos no pudo conseguir el título en solitario porque se fue en blanco en el último encuentro de la fecha 17 del Apertura 15, mientras su compatriota Boselli consiguió un doblete ante Dorados de Sinaloa.

“Tito” Villa dominó y marchó en solitario la mayor parte del campeonato como el máximo romperredes del certamen y se pensó que así terminaría y que no compartiría su cetro con nadie más, pero no contó con el olfato goleador de Boselli.

El atacante del segundo equipo con un bicampeonato en su poder, el primero es Pumas, terminó con una buena racha, ya que cinco de sus goles los marcó en las jornadas 15, 16 y 17, mientras Villa lo hizo solo una vez.

De esta manera, Emanuel Villa y Mauro Boselli entran en la historia de los delanteros que repiten como goleadores en el futbol mexicano.

El primero tuvo que esperar seis años para volver a disfrutar las mieles de un título de goleo luego de haberlo conseguido en el Apertura 2009 con la camiseta de Cruz Azul, con sus 17 anotaciones.

Boselli, por su parte, consiguió su primera corona de goleador en el Apertura 2014 y en esa ocasión también compartió el logro con el brasileño Camilo Sanvezzo, entonces jugador del Querétaro, ambos con 12 anotaciones.

NTX