El Sevilla cayó por 4-2 ante el Borussia Mönchengladbach y quedó sin opciones de alcanzar los octavos de final de la Liga de Campeones, aunque todavía tiene la posibilidad de pelear en la última jornada la clasificación a la Liga Europa con el equipo alemán.

El Gladbach tomó la iniciativa al comienzo del partido y antes de que llegara al minuto 10 el meta del Sevilla, Sergio Rico, había tenido que intervenir en dos ocasiones ante remates del brasileño Raffael.

Sin embargo, la primera gran ocasión la tuvo el Sevilla, en los pies de Konoplyanka.

La jugada se inició con un robo de balón de Gameiro y al final Konoplyanka pudo rematar a puerta desde unos seis metros, pero se encontró con una gran parada del meta Jan Sommer.

Pese a esa ocasión, el partido siguió con la tónica inicial, con el Gladbach bastante volcado al ataque y el Sevilla tratando de contragolpear aprovechando los espacios que se abrían por la posición bastante adelantada de los dos laterales del equipo alemán.

Los esfuerzos ofensivos del Gladbach dieron sus frutos en el minuto 29, cuando Lars Stindl, que un minuto antes había tenido una buena ocasión, abrió el marcador con un remate desde corta distancia tras recibir un balón cruzado del capitán Granit Xhaka que atravesó el área.

En el comienzo de la segunda parte, el Sevilla procuró apropiarse del balón y llegar por las bandas.

Tuvo algunas ocasiones pero, en general, cuando el Gladbach avanzaba era más peligroso y eso acabó reflejándose en el marcador.

El segundo gol de los alemanes llegó en el minuto 68, con un remate con la pierna derecha de Fabian Johnson. Rico evitó el tercero en el minuto 72 con una gran parada, pero seis minutos después el brasileño no falló y definió tocando el balón por entre las piernas del portero español.

Con el tercer gol, el partido ya estaba sentenciado y, aunque el gol del Sevilla en el minuto 82 marcado por Vitolo a pase de Fernando Llorente pudo hacer pensar en una remontada, un minuto después Stindl logró el cuarto para los alemanes con un remate desde fuera del área.

El segundo gol del Sevilla, marcado de penalti por Ever Banega en el tiempo añadido, sólo fue para la estadística.

– Ficha técnica:

4 – Borussia Mönchengladbach: Sommer; Korb, Christensen, Nordveit, Wendt; Xhaka, Dahoud (Schulz, 79); Traoré (Drmic 13), Johnson (Elvedi, 87); Stindl, Raffael.

2 – Sevilla: Sergio Rico; Koke (Ferreira, 83), Rami, Kolodzieczak, Tremoulinas, Kryzowiak, Krohn-Dehli (Nzonzi, 64), Vitolo, Banega, Konoplyanka; Gameiro (Llorente, 76).

Goles: 1-0, min 29, Stindl, 2-0, min 68, Johnson, 3-0, min 78, Raffael. 3-1, min 78, Stindl. 4-1, min 83, Stindl, 4-2, min 91, Banega, de penalti.

Árbitro: Damir Skomina (Eslovenia). Amonestó a Banega, Dahoud y Drmic.

Incidencias: partido de la fase de grupos de la Liga de Campeones disputado en el Borussia Park de Mönchengladbach ante 46.000 espectadores. EFE