El príncipe jordano Ali bin Al Hussein, candidato a la presidencia de la FIFA, desveló que si gana las elecciones este viernes, tendrá un secretario general que será “una persona de altísimo nivel y europeo”.

El Príncipe Alí, que intervino a la conclusión del Congreso Extraordinario de la UEFA ante los representantes de las 54 federaciones europeas, dijo estar ante una situación conocida, puesto que hace sólo nueve meses fue el único rival de Joseph Blatter.

“Esto es un como un ‘déjà vu’. Soy la única persona que ha estado en dos elecciones en poco menos de un año”, indicó para recalcar que considera que “Europa es un faro en el mundo del fútbol” y que su objetivo “es lograr que el resto del mundo alcance el nivel de Europa”.

“Estamos en un momento crítico y mañana será el día más importante en la historia de la FIFA. Tenemos que hacerlo bien. No podemos quedarnos igual o peor”, destacó.

Al Hussein dijo que quiere “tener puentes entre Europa y el resto del mundo”, pero que no es una cuestión de reformas, “sino de quién las pone en marcha”.

Anunció la creación de un grupo de control dirigido por el exsecretario general de la ONU Kofi Annan y remarcó: “No le debo nada a nadie, el único motivo por el que me presento es por el bien del deporte”.

“Espero que el resultado de mañana le ofrezca un futuro mejor al fútbol y a la FIFA”, concluyó.

EFE