El Manchester City, líder de la Premier League, recibe mañana en la tercera jornada de la Liga de Campeones la visita del ilusionado pero irregular Sevilla con la obligación de sumar los tres puntos ante un rival directo para la clasificación y la premisa de no volver a fallar en casa.

Sin dos de sus piezas clave, los lesionados Sergio Agüero y David Silva, el técnico de los ‘citizens’, el chileno Manuel Pellegrini, volverá a confiar en Raheem Sterling, Wilfried Bony y Kevin De Bruyne para liderar el ataque de un equipo que suma una derrota (1-2, ante el Juventus) y una victoria (1-2, sobre el Mönchengladbach) en la presente edición de la ‘Champions’.

“Debemos mejorar nuestro rendimiento en casa. No pensamos en partidos pasados, sino en el encuentro de mañana. Nos enfrentamos a un buen equipo y solo nos valen los tres puntos”, dijo hoy Pellegrini en la rueda de prensa previa al choque, que tuvo lugar en el Etihad Stadium.

Además de las bajas del ‘Kun’ y de Silva, el técnico chileno no podrá contar por lesión con los centrocampistas Fabian Delph y Samir Nasri ni con el lateral Gael Clichy, lo que propiciará la titularidad en el costado izquierdo de Bacary Sagna.

Por contra, Pellegrini recupera a su capitán, el belga Vincent Kompany, que volverá a liderar la zaga después de descansar la pasada jornada de Premier ante el Bournemouth (5-1).

Ahora llega el Sevilla, vigente campeón de la Liga Europa, que no acaba de convencer en estos primeros meses de temporada y al que se le resiste ganar como visitante desde que se inició el curso, tanto en el torneo español como en el continental.

“Todos esperábamos que el Sevilla estuviera más arriba en la Liga, pero los equipos tienen momentos. Veremos un equipo diferente en la Champions, un torneo en el que tienen la ilusión de clasificar. Son un equipo difícil, que ganó las dos últimas Ligas Europa a pulso”, afirmó Pellegrini.

La formación que entrena Unai Emery está situada en la mitad de la tabla en la competición nacional y en Europa se encuentra empatada con el City en la segunda posición del grupo D, merced a su triunfo en la jornada inaugural ante el Gladbach (3-0) y a su derrota en Turín ante el Juventus (2-0), donde además dio una pobre imagen.

El partido tiene muchos alicientes por lo apretado de este denominado ‘grupo de la muerte’, con lo que un millar de sevillistas estarán en directo en el estadio del City, donde tendrán la oportunidad de ver otra vez en acción al extremo Jesús Navas, jugador muy querido por los seguidores después de que se formara en este club y estuviera en su primer equipo diez temporadas.

El preparador guipuzcoano ha desplazado a Manchester a 21 futbolistas, que son todos los disponibles de la primera plantilla, con la presencia como grandes novedades del delantero Fernando Llorente y del centrocampista danés Michael Krohn-Dehli, quienes fueron reservados el pasado sábado en el partido de Eibar.

El centrocampista argentino Éver Banega y el central francés Adil Rami, tras haber estado varias semanas de baja por lesión, ya reaparecieron frente a los eibarreses y podrían ser mañana titulares, al igual que Krohn-Dehli, mientras que los ‘sacrificados’ serían el francés Steven N’Zonzi y José Antonio Reyes.

Siguen de baja, al no estar en plenas condiciones físicas, el guardameta portugués Antonio Alberto Bastos ‘Beto’; dos centrales, el luso Daniel Carriço y el argentino Nico Pareja; y el delantero francés Gaël Kakuta, además del centrocampista Luismi Sánchez.

– Alienaciones probables:

Manchester City: Hart; Zabaleta, Kompany, Mangala, Sagna; Fernandinho, Touré; Navas, Sterling, De Bruyne; y Bony.

Sevilla: Sergio Rico; Coke, Rami, Kolodziejczak, Tremoulinas; Krychowiak, Iborra; Vitolo, Éver Banega, Krohn-Dehli; y Gameiro.

Árbitro: Bas Nijhuis (NED)

Estadio: City of Manchester Stadium (Manchester)

Hora: 20:45 CET (18:45 GMT). EFE