El abridor Clayton Kershaw lanzó la ruta completa y llevó a los Dodgers de Los Ángeles a conseguir su tercer título consecutivo de la División Oeste de la Liga Nacional, al derrotar 8-0 a los Gigantes de San Francisco.

Los Dodgers, que pusieron su marca en 88-69, se aseguraron un pase a las finales de la Liga Nacional, en donde enfrentarán a los campeones de la División Este, los Mets de Nueva York en serie la serie divisional que se jugará al mejor de cinco.

Para los Dodgers es la primera vez que consiguen tres veces seguidas pasar a la fase final, y sumaron su sexta aparición en la postemporada en 10 años.

Lo Dodgers consiguieron su décimo cuarto título de la División Oeste y sumaron su pase a las finales número 29.

Kershaw (16-7) lanzó los nueve episodios, aceptó sólo un imparable, dio una base y retiró a siete enemigos por la vía del ponche.

En el ataque tuvo el apoyo del guardabosques puertorriqueño Enrique Hernández (7), Justin Ruggiano (6) y el receptor A.J. Ellis (7), que pegaron sendos cuadrangulares.

Hernández conectó batazo de vuelta entera al sin compañeros en los senderos.

El boricua hizo contacto con la pelota en dos ocasiones de cinco oportunidades, remolcó una carrera y anotó dos.

La derrota fue para el abridor Madison Bumgarner (18-9) en cinco entradas y dos tercios, aceptó cinco imparables, tres jonrones y cuatro carreras.

 

EFE