El serbio Novak Djokovic pasó hoy a octavos de final del Masters 1.000 de Miami al derrotar al portugués Joao Sousa por 6-4 y 6-1 y sigue lanzado a por su sexto título en Cayo Vizcaíno.

El número uno del mundo sigue con su racha imparable de este año con 24 triunfos y una derrota, aunque se trató de un abandono por problemas físicos en su partido de cuartos de final en Dubai contra el español Feliciano López.

Pero el portugués, 38 de la ATP, no entró a la pista entregado y peleó lo indecible en el primer set, el único disputado de este enfrentamiento de 1 hora y 18 minutos.

Como muestra, el octavo parcial del partido, en el que el tenista luso rompió el saque a su rival tras cuatro bolas de ‘break’ en un juego que se fue a más de 11 minutos, algo poco habitual con Djokovic al saque.

Con este quiebre, Sousa devolvió el ‘break’ que el serbio le acababa de hacer e igualó el partido (4-4), pero delante tenía al gran dominador del circuito, que, con gran esfuerzo, le rompió nuevamente el saque para posteriormente ganar el set.

En la segunda manga, la resistencia del portugués se redujo considerablemente y Djokovic solo tuvo que esperar hasta el tercer juego para abrir ventaja, que amplió posteriormente a 4-1, ventaja insalvable ya para el tenista de Guimaraes.

El número uno del mundo se enfrentará al austríaco Dominic Thiem (14), quien batió hoy al japonés Yoshihito Nishioka por un doble 6-2. EFE