El piloto australiano Daniel Ricciardo se mostró incontestable en el cierre de entrenamientos libres del Gran Premio de Mónaco, al dominar la segunda práctica que dejó nerviosos a unos Mercedes presionados por el error en España.Red Bull ha ido con un progreso silencioso desde que comenzó la temporada y Ferrari es el equipo que más cerca está de plantarles cara a las “Flechas plateadas”; sin embargo, los austriacos han trabajado paso a paso y puede ser ésta la carrera en la que muestren el músculo.

Si bien los primeros libres los dominó Mercedes con el británico Lewis Hamilton a la cabeza, seguido del alemán Nico Rosberg; para la segunda ronda los papeles cambiaron y nadie le hizo sombra a Ricciardo, quien aprovechó la pista ya con buena temperatura para marcar 1:14.607.

A pesar de que todavía son libres y no se han mostrado en su máximo potencial, es importante, ya que tanto Hamilton y Rosberg llegan con la presión del toque que les costó a ambos el abandono en la carrera pasada (en España), algo “inadmisible” dentro de la escudería alemana.

Para Red Bull, fue una jornada positiva en términos generales, ya que Ricciardo se quedó a un par de décimas del registro histórico del trazado.

Además, su compañero holandés Max Verstappen logró buenos dividendos y se quedó cuarto, justo delante de los Toro Rosso del ruso Daniil Kvyat y del español Carlos Sainz.

En cuanto a los mexicanos, Sergio Pérez tuvo buenas sensaciones con el monoplaza al acabar octavo en las dos pruebas; mientras que Esteban Gutiérrez con Haas primero fue 14 y luego se ubicó decimotercero en la sesión vespertina.

NTX