Con cuadro alterno y el hermetismo del técnico Tomás Boy, Cruz Azul viajó este lunes a León para su duelo de cuartos de final de la Copa MX ante Esmeraldas, a disputarse este martes en el estadio de León.

Sin sus titulares, el conjunto celeste emprendió este día el viaje al Bajío para este compromiso, en el que no hay mañana ya que es a eliminación directa, por lo que el timonel decidió llevar a jugadores que no han tenido acción en el primer equipo.

Así, mientras elementos como Jesús Corona, Gerardo Torrado, el argentino Fernando Belluschi, Christian Giménez y Vicente Matías, entre otros, se quedaron en casa, otros como Guillermo Allison Xavier Báez y Emmanuel Loeschbor hicieron el viaje.

Estos jugadores, además de Juan Carlos García y el paraguayo Jorge Benítez, éste último refuerzo celeste que se ha quejado por la falta de minutos, tratarán de sacar adelante el resultado ante el cuadro leonés, junto con el resto de los suplentes.

Golpeados en el ánimo por el empate conseguido el sábado ante Dorados de Sinaloa en el estadio Azul, el cuadro celeste tratará de dar la cara para avanzar a la siguiente ronda del torneo copero, luego que en la liga no les ha ido muy bien.

Al respecto, el defensa Emanuel Loeschbor habló sobre lo que se pretende en este partido, luego que el técnico Tomás Boy se negara a dar declaraciones previo a este cotejo contra Esmeraldas.

“Todos los torneos son importantes y hay que estar atentos a eso; hay que tratar de hacerlo mejor y superar este primer escalón que son los cuartos de final, para tratar de llegar a la final como lo hicimos en 2013 y buscar el título”.

NTX