El centrocampista Alejandro Castro rechazó focos rojos en Pumas de la UNAM, pero sí aceptó que fue un mal día ante Puebla y pidió ver hacia delante, al siguiente juego que será ante Atlas.El conjunto auriazul perdió el pasado domingo en su Estadio Olímpico por 0-1 ante Puebla, lo cual tiene molestos a los futbolistas porque dieron una mala exhibición ante su afición.

“No hicimos lo que debemos hacer en casa. En el segundo tiempo mejoramos bastante, pero no podemos regalar de local y de visitante. No podemos regalar la iniciativa al rival y eso no puede volver a pasar en el torneo”, dijo, en conferencia de prensa.

Consideró que no hubo exceso de confianza ante el cuadro poblano, simplemente el equipo no estuvo compacto, los integrantes no corrieron al parejo, lo hicieron a destiempo, situación que se reflejó en el primer tiempo y en el segundo periodo jugó el equipo que todos quieren ver.

Manifestó que en el seno del equipo hay conciencia que se deben trabajar en los aspectos que le han dado resultados y enfocarse en Atlas que también es un equipo peligroso que tiene jugadores interesantes en el ataque, desequilibrantes.

Rechazó que este accionar ante Puebla encienda los focos rojos, porque es muy prematuro que se diga, pero sí es una llamada de atención de que fue un mal día, un mal rato y nada más, porque no tiene caso enfrascarse en eso y ver hacia delante.

Además, se refirió de sus aspiraciones de volver a la selección mexicana de futbol, al decir que “sería un orgullo, ilusión y motivación, sé que debo trabajar fuerte, estar bien partido a partido para llenarle el ojo al entrenador, quien ya demostró que va a llamar a los que estén mejor en ese momento”.

NTX