El técnico de la selección brasileña, Dunga, convocó hoy al volante Walace, jugador del Gremio, para sustituir al centrocampista Luiz Gustavo, del Wolfsburgo alemán, quien, por motivos personales, se convirtió en la sexta baja del equipo cinco veces campeón del Mundo antes de la Copa América.

Luiz Gustavo, un titular habitual en el equipo comandado por Dunga, solicitó abandonar la concentración brasileña en Estados Unidos por problemas personales, explicó la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) en un comunicado.

El centrocampista “ya había relatado a la comisión técnica, cuando aún estaba en Brasil, que tenía problemas, al punto que se hace necesaria ahora su presencia al lado de sus familiares”, según la nota.

La Confederación informó de que tanto la comisión técnica como los jugadores de la selección manifestaron su solidaridad para con el jugador del Wolfsburgo, a quien le “desearon que supere el problema lo más rápido posible”.

La inscripción de Walace en la Copa América de Estados Unidos en el lugar de Luiz Gustavo ahora depende de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), que ya le ha autorizado otras cinco modificaciones a Brasil de la lista inicial de 23 convocados.

La salida de Luiz Gustavo se produce un día después de que Dunga convocara al centrocampista Paulo Henrique Ganso, creativo del Sao Paulo, para ocupar el lugar de Kaká, a quien un examen de imagen detectó una lesión muscular.

Los médicos de la selección calculan que Kaká, jugador del Orlando City, necesitará unos 20 días para recuperarse.

Kaká apenas había comenzado a entrenar esta semana con la selección brasileña debido a que él mismo fue convocado para sustituir al también lesionado Douglas Costa, atacante del Bayern Múnich alemán.

El martes pasado el selección brasileño ya había convocado al media punta Lucas Moura y al portero Marcelo Grohe en el lugar de los lesionados Rafinha y Éderson.

Rafinha, jugador del Barcelona, no había conseguido participar en ningún entrenamiento con la selección por unos dolores musculares, en tanto que Éderson, del Benfica portugués, llevaba tres días en la enfermería.

El primero de los seis jugadores que Brasil perdió fue el delantero Ricardo Oliviera, jugador del Santos y al que una lesión le impidió viajar a Estados Unidos. En su lugar fue llamado el delantero Jonas, también del Benfica.

Brasil está concentrado en California desde el pasado día 23 y debutará en la Copa América Centenario el próximo sábado ante Ecuador, en el estadio Rose Bowl de Pasadena.

La selección brasileña, que tampoco puede contar con Neymar por la negativa a cederle por parte del Barcelona, está en el Grupo B junto a Ecuador, Perú y Haití. EFE