El club de futbol Atlético Nacional de Colombia y el Independiente del Valle de Ecuador inician mañana miércoles en Quito la gran final de la Copa Libertadores, con los boletos ya agotados para los partidos de ida y vuelta.Los jugadores de Atlético Nacional, con su cuerpo técnico, viajan este martes a Quito, para estar el menos tiempo posible en la altura y enfrentar a la aguerrida nómina de Independiente del Valle, que es la sorpresa de la Copa Libertadores, versión 2016.

La única ausencia de los verdolagas, que son dirigidos por Reinaldo Rueda, será Alex Mejía, uno de los mejores volantes que tiene la liga colombiana, por doble amarilla en la fase de semifinales.

Según las estadísticas de Conmebol, Independiente del Valle, local en el partido de ida, llega invicto.

En la presente edición “tuvo una gran efectividad: seis victorias y apenas una igualdad. Guaraní 1-0, Colo Colo 1-1, Melgar 2-0, Atlético Mineiro 3-2, River Plate 2-0, Pumas 2-1 y Boca Juniors 2-1”.

El equipo ecuatoriano llega por primera vez en su historia a enfrentar un equipo colombiano por competencias Conmebol, y en particular en la Copa Libertadores.

Esta será “la cuarta ocasión en que un cuadro ecuatoriano dispute la final de la Copa Libertadores. Anteriormente el honor fue para Barcelona, que cayó en 1990 con Olimpia y en 1998 con Vasco da Gama, y para Liga de Quito, que se consagró ante Fluminense en 2008”, reseñó Conmebol.

Atlético Nacional por su parte registra 76 cotejos con 23 victorias, la misma cantidad de empates y 30 derrotas, con un gran rendimiento en la “presente edición, donde solo perdió uno de los seis partidos que disputó. Ellos fueron: Huracán 2-0, Peñarol 4-0, Sporting Cristal 1-0, Huracán 0-0, Rosario Central 0-1 y Sao Paulo 2-0”.

Al equipo colombiano siempre le ha resultado complicado jugar en Ecuador.

Atlético Nacional disputará por tercera vez la final de la Copa Libertadores. Fue campeón en 1989 superando a Olimpia y perdió en 1995 ante Gremio.

NTX