Bayer Leverkusen, sigue sin ganar en casa y hoy apenas pudo empatar 1-1 ante el Schalke 04, en partido de la fecha 14 de la liga alemana en el estadio BayArena, donde el mexicano Javier Hernández volvió a fallar.

El cuadro visitante había tomado la ventaja en el minuto 49 con el tanto de Eric-Maxim Choupo-Moting, pero un gol en propia puerta de Sascha Riether en el 84 e dio la igualada al conjunto local con lo que salvó la derrota.

La igualada le permite a ambos conjuntos arribar a 21 unidades en la clasificación general cerca todavía de torneos europeos pero de continuar como van en cualquier momento podrían salir y ver disminuidas sus posibilidades.

La escuadra loca comenzó el encuentro con cierto dominio pero su problema es que en casa no suele ser efectivo pues aunque tuvo llegada ante el marco rival, no supo terminarlas en gol, para sacar un mejor resultado.

Mientras que el cuadro visitante vino a hacer un partido que e redituara beneficios y mantuvo un planteamiento defensivo que le ayudó, primero, a mantener el cero en su meta, para luego irse al frente por el resultado.

Fue hasta el minuto 49 que el marcador se movió gracias a la anotación de Eric Choupo quien con certero remate superó al arquero local Berndt Leno y de esa manera poner adelante a u escuadra 1-0 que después manejó a su conveniencia.

Leverkusen acomodó líneas y se fue al frente en pos de la paridad y la tuvo en la persona del mexicano Javier Hernández quien desperdició la oportunidad en el minuto 55 al echar su remate por un costado de la meta de Ralf Fahrmann.

Sin embargo, la presión del cuadro que dirige Roger Schmidt propició que el empate 1-1 se diera por el autogol de Sascha Riether en el minuto 85 para de esa manera salvar la derrota en casa y sumar una unidad.

NTX