El mediocampista argentino de Cruz Azul, Federico Carrizo, señaló que deberán aprovechar la idea del técnico interino Joaquín Moreno, dado que le queda muy poco al torneo y ya no se pueden dar el lujo de tener partidos malos.

“Hoy está Joaquín y pensar en otro técnico sería demeritar su trabajo, estamos preocupados por saber qué técnico va a venir, pero gusta su idea, hay que tratar de aprovecharlo y sacarle cosas positivas”, dijo.

Manifestó que la puerta está abierta a la decisión de la directiva, de traer a otro técnico, “pero mientras Moreno esté al frente del equipo, debemos respaldarlo, no importa si sólo está un día o tres años, sacarle el mayor provecho”.

Señaló que “el equipo está bien, obviamente después del cambio que hubo es un poco complicado, pero la cabeza se renueva porque habrá un cambio, ya sea Joaquín o el que venga, tenemos que estar enfocados en lo que resta del campeonato”.

Reiteró que “está Joaquín y trabajamos con base en lo que nos dice, respetamos sus indicaciones, pero la dirigencia y los que están a cargo de eso, tomarán la decisión de traer un nuevo técnico”.

En rueda de prensa en La Noria, expuso que espera que con el trabajo del técnico interino y las semanas de descanso que tendrán por la suspensión del duelo de este sábado ante la sub-20 celeste, espera que al cierre de torneo el equipo dé su mejor versión.

“Ojalá, estamos mentalizados, nos quedan seis finales, tenemos que sacar la mayor cantidad de puntos posibles porque el margen de error se reduce, no tenemos tiempo para partidos malos, estamos mentalizados en salir a ganar y poder revertir todo esto”, confío.

En lo personal, espera poder tener minutos con el timonel interino ya que mientras Sergio Bueno estuvo al frente del equipo, los jugadores extranjeros tuvieron poca actividad y ahora desea que las cosas cambien.

NTX