El actual entrenador del América, Ignacio Ambriz, destacó que las críticas pesan más en este club, que cuando militó en Chivas de Guadalajara, su rival de este domingo, en una edición más del clásico nacional del futbol mexicano.Ambriz cree que la presión por conseguir los buenos resultados aumenta en el seno americanista y ahora disfruta su estancia en Coapa, donde prepara de la mejor manera a su plantel para sacar la victoria.

“A mi punto de vista hay más presión, más prensa, más crítica siendo entrenador de América que de Chivas. Hoy trato de disfrutar el estar aquí”, manifestó el estratega “azulcrema”.

Como es habitual, previo a este tipo de compromisos, Ambriz dejó en claro que no existen favoritos y el domingo en el estadio de Chivas saldrán por el triunfo en la fecha 10 del Torneo Clausura 2016 de la Liga MX.

“En los clásicos no hay favoritos, sólo me queda esperar el domingo y que mi equipo salga de la mejor forma y saque el resultado. Los clásicos hay que ganarlos y esa es la realidad, nos estamos preparando para ganar y sumar puntos”, indicó, en conferencia de prensa.

Refirió que cada partido es distinto, por lo que olvidó lo ocurrido en el clásico anterior, donde Guadalajara se impuso en el estadio Azteca.

“Será un partido nuevo en el que tenemos que hacer las cosas bien, me siento bien porque el equipo va de menos a más”, dijo.

Ambriz no quiso hablar sobre el cuadro titular, pero todo parece indicar que Moisés Muñoz regresará al arco y el atacante argentino Darío Benedetto sigue en duda y lo espera para las semifinales de Liga de Campeones de la Concacaf.

Manifestó que en América lo único que vale es el campeonato, sin embargo a lo largo del torneo siempre existe la obligación de convencer y sacar los mejores resultados.

“Ojalá Dios me permita darle títulos a esta institución”, estableció Ambriz, quien resto interés a los problemas que atraviesa Chivas en la tabla porcentual, aunque aceptó parte de su responsabilidad en su paso como técnico “rojiblanco”.

NTX