La racha de cuatro victorias que acumula el equipo de Guadalajara tiene tranquilo al técnico argentino Matías Almeyda, quien descartó sentirse presionado por pensar que un día terminará.

“Tengo un concepto con respecto a la presión, la presión en la vida se ejerce cuando un padre no le puede dar un plato de comida a su hijo, cuando algún ser querido tiene diferencias humanamente, cuando hay una enfermedad, esas son presiones, esto es futbol”, dijo.

Almeyda señaló que en los momentos complicados de su carrera prefiere asumir de la mejor manera las críticas y a partir de ahí resolver los obstáculos que se le presenten.

“Yo soporto las críticas, las convierto en constructivas y aprendo, después hay críticas que me río, vivo desde hace 20 años en el futbol y no puedo entender lo que escucho, la verdad es esa”, expresó.

Por otra parte, pidió evitar algún tipo de comparación con su antecesor José Manuel de la Torre, respecto a las razones por las que el equipo ha funcionado bajo su mando algo que no sucedió con el “Chepo”, y si esto tiene algo que ver con la relación técnico-jugador.

“Yo he sido respetuoso de la gente que estuvo antes y fui jugador. Muchas veces el jugador está obligado a declarar algo que realmente no quiere decir y para quedar bien con el entrenador que está en turno”, comentó.

El mundialista en Francia 98 afirmó que conoce “el cariño que le tenían al cuerpo técnico anterior, lo respeto, pero es otra cosa, no quiero hablar de eso”.

“Ojalá que se sientan bien también con nosotros y que podamos todos juntos llegar al objetivo máximo que es a Chivas ponerlo de pie y que sea el equipo que de verdad es”, sentenció.

El “Rebaño Sagrado” cerrara este sábado su preparación de cara al partido que sostendrá el domingo ante Pumas de la UNAM, en el estadio Olímpico Universitario, dentro de la fecha 12 del Torneo Apertura 2015 de la Liga MX.

NTX