No conducir con tacones, es la recomendación para las mujeres en Pekín, China.

travel_nova-scotia_canada-08-20-2011_9

La policía considera que evitar los tacones altos, mejora el sentido de orientación, ayuda a no confundirse de ruta y controlar el pánico en caso de un error en carretera.

Detallan que “algunas mujeres carecen de sentido de la orientación. A menudo, no pueden decidir qué camino tomar cuando conducen”, agregan que lo que ocurre es que “cuando se han dado cuenta de que han cometido el error, es muy tarde, y causan accidentes al quedarse paralizadas presas del pánico”.

Explican que la afición a los tacones es un accesorio peligroso para la seguridad vial. El departamento policial puso como ejemplo, el caso de una señora al que su tacón se quedó atorado en el pedal de freno, de modo que su vehículo circuló sin control hasta toparse con un camión que le cruzó el paso.