Se dio a conocer que la persona que fungía como intérprete del lenguaje de señas durante el funeral-homenaje a Nelson Mandela, era un impostor que sólo improvisaba gestos sin sentido.

1 Comentario