¿Prefieres lampiños o barbudos? Parece que el mundo elige a los hombres con vello facial ya que se dispara la demanda mundial para las clínicas de implantes de cabello en el rostro, este fenómeno sobre todo se registra en la ciudad de Nueva York, Estados Unidos.

Implantarse una barba entera puede costar hasta 8 mil dólares, aunque si lo que se necesita es un relleno o disimular zonas en las que el pelo no crece tanto, el precio puede rondar los 2 mil.

“El trasplante de pelo facial se ha hecho popular en gran parte porque la gente se ha dado cuenta del resultado tan natural que se puede obtener”, asegura el doctor Kevin Ende, que empezó a ofrecer este servicio en 2007.

El proceso quirúrgico no es muy distinto al de cualquier injerto capilar: el lugar clásico del que tomar el cabello es la parte de la nuca y, una vez tomado el pelo, se puede implantar en la cabeza, en los brazos, en las piernas o en la cara.